¿Qué pruebas diagnósticas se pueden realizar para estudiar el endometrio? - Reproclinic
pruebas diagnósticas

¿Qué pruebas diagnósticas se pueden realizar para estudiar el endometrio?

La semana pasada tratamos el tema de la ENDOMETRIOSIS, aprovechando que el lunes 14 de Marzo se celebraba su Día Mundial. Una patología que surge en edad reproductiva y que, como comentábamos, condiciona la calidad de vida de muchas mujeres y puede causar infertilidad en algunos casos. En el BLOG de hoy vamos a hablar sobre las pruebas diagnósticas que se pueden llevar a cabo para valorar el ENDOMETRIO, que es la superficie que tapiza la cavidad uterina (en condiciones normales) y un elemento de vital importancia en el proceso de la implantación embrionaria.

Antes de someterse a un tratamiento de Reproducción Asistida, es necesario realizar una serie de pruebas para valorar la salud de vuestro aparato reproductivo. Dentro de las diferentes partes que lo componen (útero, trompa, ovarios…), el endometrio es una de las más relevantes en el proceso de la fertilidad.

El Endometrio, como decíamos al inicio, es la superficie donde se tiene que implantar y desarrollar el embrión. Para que esto ocurra, se tiene que dar una serie de procesos de una complejidad extraordinaria, de los cuales cada vez tenemos más información.

Tenemos a nuestra disposición, además de las pruebas clásicas (ecografía, biopsia endometrial clásica), pruebas cada vez más sofisticadas para valorar aspectos hasta hace pocos años desconocidos, como la ventana de implantación y el microbioma endometrial (propio y patógeno).

PRUEBAS CLÁSICAS

ECOGRAFIA GINECOLOGICA TRANSVAGINAL

Conocida por todas, es una herramienta que sigue siendo indispensable en la práctica clínica. Permite diagnosticar lesiones como pólipos, miomas, adherencias intrauterinas, malformaciones uterinas…, que pueden afectar al endometrio y dificultar la implantación del embrión. La ECOGRAFIA 3D aporta una sensibilidad aún mayor a la hora de diagnosticar alteraciones más sensibles como adenomiosis, y malformaciones uterinas más sutiles.

HISTEROSCOPIA + BIOPSIA ENDOMETRIAL CLASICA

La histeroscopia es una intervención sencilla, que se realiza en régimen ambulatorio (sin ingreso), y es de gran utilidad. Consiste en la introducción de una óptica muy pequeña vía vaginal, que accede al interior de la cavidad uterina a través del cuello del útero, y nos permite ver lesiones endometriales que pueden pasar inadvertidas por la ecografía, y poder tratarlas en el mismo momento, así como recoger muestras de endometrio para su posterior análisis. Asimismo, nos permite tratar lesiones ocupantes de espacio previamente diagnosticadas por la ecografía, como pólipos, miomas, algunas malformaciones como el septo uterino, etc.

PRUEBAS NOVEDOSAS

TEST DE RECEPTIVIDAD ENDOMETRIAL

La ventana de implantación se define como el periodo de tiempo en el que el endometrio del útero materno presenta un ambiente adecuado para que la implantación embrionaria sea posible. En los tratamientos de Reproducción Asistida, se procura reproducir las mismas condiciones que se dan en una fecundación natural. Pero no todas las pacientes tienen un endometrio receptivo cuando teóricamente “tocaría”. En estos casos, nos podemos encontrar con la situación frustrante de varias transferencias de embriones de buena calidad sin conseguir embarazo, lo que denominamos fallo de implantación. Asimismo, atendiendo a esta particularidad, son cada vez más las pacientes que solicitan esta prueba incluso antes de realizar su primera transferencia, en aras de “personalizar” al máximo la transferencia de sus embriones, y aumentar las posibilidades de éxito desde el inicio.

Pues bien, con la idea de dar respuesta y solución a dicho problema, existen varios tests capaces de establecer la ventana de implantación de cada paciente, mediante la realización de una biopsia del endometrio tras una preparación hormonal idéntica a la que haremos de cara al transfer. El material biopsiado se analiza mediante una tecnología puntera, que es capaz de establecer la receptividad (o no) del mismo en el momento de la biopsia. En función de los resultados, y modificando la pauta de administración de progesterona los días previos al transfer, se pueden conseguir tasas más altas de embarazo. El test más conocido es el ERA TEST , pero ya hay varios en el mercado.

MICROBIOMA ENDOMETRIAL

Mediante la misma biopsia endometrial, se puede estudiar la composición de las bacterias que colonizan esta superficie. Si tras un sofisticado estudio se encuentra una proporción disminuida de Lactobacillus (las bacterias buenas), un tratamiento con probióticos vaginales y orales podría mejorar ese microambiente, haciéndolo más favorable para la implantación. De la misma manera, si encuentran en la biopsia proliferación de gérmenes patógenos (las bacterias malas), un tratamiento específico con antibióticos podría asimismo erradicar un ambiente hostil para la implantación, mejorando las tasas de implantación. Si bien ya han salido varios tests en el mercado, los más conocidos son el test EMMA y e ALICE.

En Reproclinic, antes de cualquier tratamiento, llevamos a cabo todas las pruebas diagnósticas necesarias para optimizar los resultados de nuestros tratamientos, desde una óptica científica y humana a la vez.

Si queréis poneros en manos de los mejores en reproducción asistida, no dudéis en pedir vuestra primera cita de manera gratuita.

No Comments

Post A Comment